cajon inteligente

Cajón inteligente, qué es y qué ventajas nos aporta.

cajon inteligente

Un cajón inteligente es el hardware necesario, en cualquier negocio, para realizar la gestión de efectivo de una forma eficiente y segura.

Es la evolución natural de los antiguos cajones portamonedas. Gracias a los avances tecnológicos, el nuevo cajon portamonedas inteligente ayuda a la buena marcha de cualquier empresa.

Los cajones portamonedas corrientes fueron creados para mejorar la gestión de efectivo, cuentan con una serie de compartimentos para los distintos tipos de monedas y billetes y solo se abren mediante una llave o al realizar una venta, además cada apertura viene acompañada con un sonido característico, que advierte que el dinero está menos seguro. Se fabrican con chapas de diferentes grosores, lo que aumenta su seguridad.

El cajon de cobro automatico mejora todas las características de estos cajones convencionales, y además añade otras, ya que la gestión es totalmente automatizada.

Ventajas de los cajones inteligentes

Control de efectivo

Los cajones inteligentes saben en cada momento cuánto dinero efectivo hay en caja, además, saben la distribución de monedas y billetes que tenemos. Así, no solo controlamos nuestro efectivo, sino que además podemos establecer políticas eficientes en las devoluciones de efectivo de cada compra, asegurándonos de que no vamos a quedarnos sin cambio en el momento más inoportuno. La falta de cambio es un problema que produce retraso en la atención al cliente y genera estrés en los empleados.

Errores humanos

Todos cometemos errores, nuestros empleados, nuestros clientes y nosotros mismos. Los errores al cobrar y al realizar las devoluciones de efectivo nos generan trastorno, no solo en la pérdida material de dinero. Los errores en las vueltas nos restan confianza en nuestro equipo de trabajo y suponen además una experiencia negativa en nuestros clientes. Los cajones inteligentes no cometen estos errores porque se registra la venta por su importe, a continuación el cliente o el empleado introduce el dinero en el cajón, el cual cuenta el dinero que se ha introducido, lo almacena y devuelve la vuelta exacta. Todo este proceso se controla mediante pantallas que van mostrando los distintos movimientos de dinero que se van produciendo.

Mejora la seguridad

Uno de los principales motivos de la creación de las cajas registradoras fue mejorar la seguridad, es decir, ponérselo más difícil a los delincuentes, para disuadirles de robar en nuestros establecimientos. En los cajones de efectivo convencionales es necesario abrir la parte donde se encuentra el dinero para realizar cada transacción, en ese momento, y ese momento se produce en cada transacción comercial, los cajones convencionales son muy vulnerables y los delincuentes solo tienen que alargar la mano, para llevarse el fruto de nuestro trabajo.

Por el contrario, los cajones inteligentes no se abren en cada transacción, y además pueden traer medidas de retardo de apertura. Estas dos medidas de seguridad, la no apertura mientras se está entendiendo al público y el retardo programado de cada una de las aperturas del cajón, disuaden a los delincuentes de cometer hurtos en los establecimientos dotados con el hardware de cajones inteligentes. En conclusión con los cajones inteligentes, aumentamos en gran medida la seguridad de nuestro negocio, la seguridad de nuestros clientes y la seguridad de nuestros empleados.

Cuadres automáticos

Al final del día o de cada turno, hay que hacer un cuadre del dinero que hemos ingresado, esto no solo lleva tiempo, sino que además está sujeto a posibles errores que dilatarán más esta importante aunque tediosa tarea. Con los cajones inteligentes no es necesario que realicemos ningún cuadre. El cuadre está automatizado y se realiza de forma rápida, tenemos en el momento las transacciones realizadas y el dinero que hemos ingresado, no hay lugar a errores humanos. Es decir las tareas de back-office están automatizadas y libres de errores humanos. Ahorramos tiempo en tareas tediosas y repetitivas y podemos centrarnos en otras más importantes

Higiene

El dinero pasa por muchas manos y esto no es higiénico. La higiene es fundamental en muchos negocios, especialmente los dedicados a la venta de productos alimenticios, a la hostelería, a la venta de productos relacionados con la salud, etc. Con los cajones inteligentes las personas que manipulan el género de nuestro negocio no tienen por qué tocar el dinero de los clientes. El cliente introduce el dinero en el cajón y el cajón en función de los importes y de los tipos de monedas almacenados le devuelve el cambio de forma exacta. El cliente es consciente de que este tipo de dispositivos mejoran la higiene de los productos que está comprando, y los valora muy positivamente.

Billetes falsos

En España se detectan más de medio millón de billetes falsos al año. La falsificación de billetes es una de las máximas preocupaciones del Banco de España y del Banco Central Europeo. Cuando nos entregan un billete falso no solo se están llevando nuestro producto de forma fraudulenta, sino que además, el ladrón recibe el cambio en billetes y monedas de curso legal. Es decir, la pérdida es doble. España es un país generador y exportador de billetes falsos, con lo que el problema en nuestro país es bastante más grave de lo que parece. Con un cajón inteligente evitamos el riesgo de aceptar billetes falsos y ayudamos al resto de la sociedad a descubrir y combatir esta lacra.

Menos quejas

Evitando los errores en las devoluciones, el problema de la higiene y de los billetes falsos, las quejas de nuestros clientes descienden. Con esto, su experiencia en nuestros establecimientos es más placentera lo que nos aporta un plus frente a nuestra competencia. Es muy difícil recuperar la confianza de un cliente que hemos perdido por discrepancias en las vueltas de efectivos y es casi imposible recuperarlo si tiene dudas sobre nuestra higiene en el negocio.

Tipos de cajones automáticos

Cashlogy

Fabricado por la prestigiosa marca Azkoyen, son cajones inteligentes fiables, rápidos, intuitivos y de fácil mantenimiento.

Están diseñados para soportar una alta carga de trabajo gracias a su rapidez, lo que supone una mejora en los beneficios de cualquier negocio. Algunos de sus modelos soportan tres tipos de estado o de configuraciones:

Atendido: en este estado el cajón automático se encuentra bajo la supervisión de un empleado que interacciona con los clientes.

Desatendido: es el cliente el que realiza la transacción directamente con el cajón inteligente.

Mixto: el cliente interacciona con el cajón, pero también lo hace el empleado.

Estos cajones inteligentes permiten además el tpv cobro automatico, además de tener varios tpv´s a la vez asociados a ellos.

Nuestra empresa Diakros es distribuidor de Cashlogy.

CashGuard

Los cajones inteligentes CashGuard están diseñados para reemplazar a las cajas registradoras tradicionales. Se han preocupado de que su hardware se integre fácilmente con las antiguas cajas registradoras, lo que asegura un reemplazo fácil y sencillo.

El empleado escanea los artículos y el cliente puede introducir monedas en el cajón y entregar billetes al empleado si fuera necesario. Todas las cantidades entregadas se van reflejando en la pantalla. Las devoluciones de monedas se realizan automáticamente y el empleado entrega los billetes necesarios para completar la transacción.

El sistema permite llevar de forma automatizada las operaciones de back-office. Los empleados no tienen posibilidad de acceder al dinero evitando posibles hurtos. CashGuard permite además el cobro, con cupones del establecimiento, tarjetas de crédito y cheques.

Los sistemas CashGuard se componen de 4 elementos principales, dispensador de monedas, reciclador de billetes, contenedor de billetes y back-office.

CashDro

CashDro tiene una amplia gama de cajones inteligentes que permiten una gestión automatizada del efectivo. Veamos las características de sus cajones:

Todos los CashDro aceptan y validan monedas desde 2 céntimos a 2 euros y su capacidad de almacenamiento de monedas es de hasta 1500 monedas.

Validan hasta 4 monedas por segundo y dispensan entre 4 y 12 monedas por segundo dependiendo del modelo.

Todos sus modelos aceptan billetes de 5 euros a 500 euros. La velocidad de validación de billetes varía de 6 billetes por segundo a 2 billetes por segundo.

Según la capacidad del reciclador de billetes tenemos modelos CashDro desde 70 a 300 billetes de capacidad. Además, cuenta con modelos desde uno hasta tres recicladores de billetes. Todos sus modelos rechazan los billetes falsos.

Existen modelos con CPU integrada y los interfaces con el usuario pueden ser o bien una pantalla LCD de 8,4 pulgadas con teclado asociado o una pantalla táctil de 7 pulgadas.

En cuanto a la seguridad, se dispone de modelos con apertura retardada y también con sistema antipalanca. Todos los modelos cuentan con sistema de anclaje al mostrador.

Los pesos de los modelos oscilan entre 41 kg y 88 kg y el grosor de la chapa de seguridad entre 2 mm y 4 mm.

Software Diakros

El mundo del cajón de cobro automático es amplio, y Diakros tiene una solución software para cada uno de ellos. De esta forma, tu hardware se adaptará a las necesidades de tu negocio, porque la tecnología está para ayudarnos. Con nuestro software, cada una de las ventajas que hemos descrito de los cajones automáticos se ajustará a las características específicas de tu negocio, aumentando nuestra eficiencia. Hay muchos factores que hacen que un negocio funcione, con los cajones inteligentes tendrás más tiempo para analizarlos y ponerlos en marcha, porque te ofrecen seguridad y eficiencia.

Deja un comentario