El proceso de digitalización se ha acelerado en los últimos tiempos en muchos ámbitos tanto en el ámbito personal como en el mundo empresarial como en el sector público. Se han producido cambios en aspectos tan variados como el desarrollo del teletrabajo como en las relaciones con las administraciones. Poco a poco la digitalización se ha convertido en un proceso cada vez más importante y que nos facilita muchos procesos.

Este avance continuo de la digitalización es sólo el comienzo ya que en un futuro inmediato vamos a asistir a cómo muchos avances se materializarán proporcionando cambios que podemos considerar como revolucionarios. Estas son las claves de lo que podemos esperar de la digitalización en el 2021:

La biométrica como recurso. En parte estos cambios ya se están apreciando en la actualidad sobre todo en aspectos relacionados con la seguridad. Pero también se están produciendo avances en otros aspectos más cotidianos. La voz está destinada a ser usada como elemento que sirva de interfaz en el próximo año con muchas más aplicaciones que las podemos desarrollar con dispositivos como Alexa o Google Nest.

El comercio electrónico traerá más novedades. Y es que ya sabemos que ha sufrido un auge durante los últimos meses, pero aún observaremos más desarrollo en este ámbito. El uso de recursos digitales como la realidad aumentada puede hacernos comprobar como será el producto antes de adquirirlo. Ver como nos queda la ropa o comprobar si un mueble encaja en un espacio determinado nos ayudará a decidir sobre nuestra compra.

La domótica en el hogar. La digitalización también cambiará la manera en la que nos relacionamos con nuestro hogar. Los electrodomésticos se sirven de la digitalización y de la conectividad para ofrecer mejores prestaciones para los usuarios. También se conseguirá un uso más eficiente de la energía y hogares totalmente a la medida de sus habitantes.

La inteligencia artificial. Este recurso cambiará en gran medida el curso de la digitalización. Sobre todo, será usado para conseguir una gestión de la información que ofrezca una función analítica más eficaz o unos automatismos que mejoren la productividad.

La multinube. Se establecerán nubes de datos especializadas e interconectadas entre sí en lo que ya se conoce como multicloud. De esta manera se conseguirá un gestión más eficiente y unitaria de la información con todas las ventajas que ello trae.

El teletrabajo como manera de mejorar la productividad. Si hay una aplicación para que la digitalización será clave es para el teletrabajo. Ya no se planteará como excepción a la norma general, sino que será considerado dentro de las estrategias empresariales como manera de optimizar la gestión de recursos. Para ello es necesario que la digitalización que se realice sea de calidad y ofrezca resultados.

El acceso al empleo. Se ha observado el fenómeno del nómada digital en el que una persona ya no decide el destino de su residencia en función de su empleo. Esto se ha conseguido gracias a la digitalización que, como ya hemos comentado es vital para el teletrabajo. Se puede acceder a puestos de trabajo totalmente deslocalizados lo que aumentarán las posibilidades en el mercado de trabajo.

Las ventajas de la digitalización para la educación. Uno de los ámbitos que parece ofrecer más resistencia a la digitalización y que durante el 2021 asistiremos cómo se inicia un progresivo desarrollo. Sobre todo, porque ya en la actualidad existen multitud de cursos en los que ya se aplica de manera eficiente. Este año puede ser clave para que se haga el salto a los sistemas de enseñanza oficiales.

La brecha digital se estrecha. En 2021 también asistiremos como ya cada vez más población se desarrolla con más naturalidad en los medios digitales. Esto es uno de los principales motores de la digitalización y el 2021 ya contaremos con varias generaciones que cumplen con estas características.

El papel de los gobiernos. Tanto para la realización de la digitalización de las administraciones como para apoyar el desarrollo en otros ámbitos el papel de lo público será fundamental. Es evidente que se ha presentado como fundamental para el funcionamiento de la economía como para aspectos sociales.

El 2021 se presenta clave para la digitalización después de que se ha demostrado su papel fundamental y su gran potencial. En Diakros te ayudamos, ¿hablamos?